Somos dos estilos de vida, apostólica y contemplativa, estamos presentes en 72 países.
Tenemos 38 provincias, 444 comunidades y somos 3273 hermanas.

 

Fuente de esperanza para la región de Medio- Oriente

La red « Wells Of Hope » fuente de esperanza, es el último miembro de la Red Internacional TALITHA KUM fundada o establecida en Roma en 2009 por la Oficina Internacional de superiores Mayores UISG, con el objetivo luchar contra el tráfico de seres humanos.

TALITHAKUM es una Plataforma para la colaboración, de cooperación, de intercambio de informaciones y el refuerzo de las actividades emprendidas por personas consagradas en los distintos países del mundo en los cinco continentes.

 

Desde el 2016, las miradas se han centrado en el Medio Oriente, esta región se ha convertido en un campo de batalla para las guerras, la violencia, la explotación y el tráfico de los Seres Humanos y estos países se han convertido en caldo de cultivo para este comercio lucrativo, país de origen, de tránsito y explotación de esta flagelo mundial. Nuestros países del Medio Oriente, una encrucijada de las civilización, se han convertido en expertos en la civilización de la muerte y de la explotación, ¡ay! Estas personas se han convertido en mercaderías en los mercados locales, regionales e internacionales.

 

El Papa Francisco nos dice: « El tráfico humano (la trata) es una plaga en nuestras sociedades contemporáneas, un flagelo en el cuerpo de Cristo, es un crimen contra la humanidad. ».

El Papa agrega: « es una especie de nueva esclavitud, y una flagrante violación de los derechos humanos, un crimen atroz, cruel y brutal »

 

Enriquecidas con esta enseñanza y conscientes de nuestras responsabilidades hacia nuestros hermanos y hermanas más pobres, surgió esta Red de Fuente de Esperanzas del Proyecto Internacional TALHITA KUM.

 

  • La cooperación y la colaboración entre mujeres cristianas y musulmanas como parte de un esfuerzo conjunto contra esta cultura de muerte, a saber, la trata de seres humanos.  
  • Trabajaremos en colaboración con todos los agentes locales, regionales e internacionales de cualquier aspecto religioso.
  • Desarrollar planes de acción para la prevención, protección, asistencia y rehabilitación de personas expuestas al riesgo de la trata.  
  • Fortalecer la colaboración entre mujeres cristianas y musulmanas para llevar a cabo actividades conjuntas y promover la confianza mutua.
  • Este proyecto está destinado a los países mediterráneos, países del Medio Oriente : Líbano- Siria- Jordania- Egipto  y los Emiratos …
  • La primera fase de este proyecto es de 10 meses, trabajamos Juntas para identificar, recopilar datos, planes de acción y métodos utilizados en cada país para brindar la protección y la ayuda a las víctimas.
  • Identificar los recursos humanos en cada país.
  • Programar sesiones de capacitación para desarrollar las capacidades de quienes trabajarán en este campo humanitario tan especial.
  • Crear una plataforma para el dialogo, la reflexión y el trabajo para restaurar la dignidad humana de estas personas y reducir la explotación de las mujeres y de los niños más vulnerables.

 

Este proyecto es apoyado por la UNION de Superioras Mayores del Líbano.

El trabajo será emprendido en gran colaboración con las personas consagradas y las instancias de la sociedad civil y gubernamental.

Como mujeres consagradas, ponemos nuestras capacidades para defender a todas las víctimas de este flagelo mundial de todas las religiones y nacionalidades.

Trabajaremos incansablemente para restaurar nuestro papel en Medio Oriente de conocer civilizaciones donde se viven y se respetan los valores humanos y religiosos.

Confiamos nuestro proyecto al Dios de toda Misericordia, en el seno de nuestra Madre, la Santa Iglesia Católica que trata de abrazar a sus hijos de toda raza y religión.

 

Contamos en gran medida con sus oraciones para que nuestro Medio Oriente se convierta en una fuente de esperanza para los más pobres, los más vulnerables, aquellos que son privados de amor, esperanza, para a cada persona que vive la explotación y el esclavitud.

 

Hna. Marie Claude Naddaf

Coordinadora de la Red del Medio Oriente